Presidente interino de Brasil vacía Fondo Soberano

Hace 2 años.

Foto referencial
Foto referencial

El Presidente interino de Brasil vacía Fondo Soberano Brasilia para cubrir parte del déficit fiscal, estimado en unos 48 mil millones de dólares.

Los recursos serán transferidos al Tesoro Nacional junto con más de 28 mil millones de dólares que serán recuperados del Banco Nacional de Desarrollo Económico y Social (Bndes), dijo el mandatario interino en un encuentro con líderes del Congreso Nacional en el cual abordó las medidas económicas que se plantea adoptar.

Mencionó entre estas el envío al Legislativo de una propuesta de enmienda constitucional dirigida a limitar el gasto público, que se encuentra “en una trayectoria ascendente insustentable” señaló- , y poner como tope el mismo nivel que la inflación del año precedente.

Anticipó además que no habrá aumento de subsidios para ninguna esfera y abogó por la urgente aprobación de proyectos de interés económico, como la apertura a la participación de empresas privadas en la explotación de las enormes reservas petroleras del llamado pré-sal y la “flexibilización” de la presencia allí de Petrobras.

Temer dijo que estas eran solo algunas medidas iniciales, pues otras como la reforma del sistema de seguridad social solo se presentarían cuando se logre un consenso sobre el delicado tema.

Al inicio de la reunión, el gobernante interino pidió a los congresistas esforzarse por aprobar la nueva propuesta de ampliación de la meta fiscal.

Este será el primer examen para el Gobierno y el Legislativo y permitirá mostrar a los brasileños que “estamos trabajando y ejerciendo regularmente nuestras funciones”, dijo antes de insistir en el propósito de “pacificar” el país.

Refutó también a quienes hablan de una ruptura constitucional en Brasil y a los que critican los retrocesos en algunas de las decisiones adoptadas por el Ejecutivo en sus primeros 10 días de gestión, asegurando que su gobierno es de diálogo y corregirá los errores en que incurra.

El Fondo Soberano fue creado a finales del año 2008 para ahorrar recursos procedentes de las regalías petroleras y utilizarlos ante eventuales situaciones de crisis, así como para operar en el mercado de títulos y cambio.

T/Prensa Latina