Misión Árbol impulsa la producción y siembra agroforestal en el país

Hace 1 año.

Foto: archivo

Bajo la estrategia de comenzar a garantizar insumos para la producción de alimentos sanos, de calidad e higiénicos para las mayorías, la Misión Árbol enfoca sus objetivos en este 2016.

La Misión, que ha sido concebida con el único fin de recuperar los bosques del territorio nacional destruidos por el hombre, se afianza en la protección y mantenimiento del equilibrio ecológico del ambiente, así como del territorio que habita el pueblo venezolano, a través de la producción de plantas, material vegetal y el desarrollo de alternativas socioproductivas para la producción y consumo.

Reforestación de 426 hectáreas

La Misión Árbol se plantea para el inicio del primer pico de lluvia (última semana de mayo y el mes de junio) la reforestación de 426 hectáreas (has) en cinco cuencas priorizadas, como: Cuenca del Río Tuy en el Distrito Capital y Miranda; la Cuenca del Lago de Valencia , en Aragua y Carabobo; la Cuenca Río Tocuyo, en Lara; la Cuenca Guarapiche, en Monagas y Sucre; y la Cuenca Santo Domingo en los estados Barinas y Mérida.

En este sentido, la presidenta de la Misión Árbol, Osly Hernández, especificó que en cada cuenca se plantarán 84 hectáreas, en una jornada intensiva de ocho semanas donde se sembrarán en cada una 218 mil árboles.

Agregó, que para que este trabajo sea fructífero se deben integrar las familias, los colectivos urbanos y campesinos, los consejos comunales, las comunas y demás formas de organización del Poder Popular, para lograr así el mejoramiento de la calidad de vida de todos y todas las venezolanas.

Explicó además que este proceso de reforestación inicia con la recolección de semillas en lugares cercanos a donde se van a plantar los árboles, después se da la fase de cuido y seguimiento del proceso de crecimiento, para que luego la planta sea trasladada a la cuenca.

Hernández destacó que la relación árbol – cuenca, es porque el árbol permite en una primera instancia evitar la erosión del suelo, además genera condiciones climáticas (microclimas) que reducen la evaporación en los momentos de lluvia, lo que hace que el agua se fije en la tierra y se canalice luego en las corrientes de agua que originan los ríos.

500 mil plantas, más de 10 mil voluntarios

La Misión Árbol cuenta, en el primer semestre del 2016, con 500 mil plantas biodiversas en 10 espacios de producción. Las plantas son desde forestales, hasta frutales, forrajeras y ornamentales, porque la idea es, explicó la presidenta de Misión Árbol, “no solo sembrar un árbol sino, construir un bosque y hacer una sucesión biológica”.

Para tener esta producción cuentan con voluntarias y voluntarios que se incorporan a las actividades. Igualmente, con 60 brigadas ecosocialistas comunales en bases de misiones y urbanismos, establecimientos de plántulas de ciclo corto en nuestros espacios productivos.

Sumados a sus logros enumeran el rescate de especies venezolanas en peligro de extinción, como el Nogal de Caracas, Samán, Ceiba; y las de alimentos como Paspasa cebra y vaquita, frijol cuarentón, Tapiramo.

Para el 2019

La Misión Árbol espera sumar para el año 2019, 24 espacios para el proceso de producción, que contribuyan en cumplir la meta anual de 5 millones de árboles.

Aunado a esto, proyectan la construcción de 12 Sistemas de Producción Agroforestales, sostenibles, en los cuales podrán realizar la producción de áboles a gran escala, de insumos para la producción de otros sistemas más pequeños (antes viveros), resguardo de semillas y centros integrales de formación agroecológica.

Otra de las metas para este período es la construcción de 120 Espacios Productivos Agroforestales Sostenibles (EPAS) comunales en los que se puedan producir un millón 344 plantas al año; contando en cada espacio una producción de ocho mil 400 plantas agroforestales y dos mil 800 plantas de especies diversas para un total de 11 mil 200 plantas.

Igualmente, sumarán espacios de producción en escuelas (brigadas escolares), liceos, universidades, espacios que dispongan los consejos comunales y las familias organizadas, las gobernaciones y alcaldías.

De esta forma, se busca vincular a más actores para lograr producir 51 millones 593 mil plantas anuales en 2019.

T/ Prensa Misión Árbol