Maestros piden al senado mexicano diálogo por reforma educativa

Hace 1 año.

cnte.jpg_1718483346
T/TeleSUR

Los maestros de la Coordinadora Nacional de Trabajadores (CNTE), llegaron este miércoles al Senado, en Ciudad de México, para entregar un documento en el que solicitan un diálogo sobre la reforma educativa aprobada en el 2013 por el Gobierno de Enrique Peña Nieto.

Los cuerpos de seguridad de México trancaron el paso vehicular por cuatro horas para impedir que ingresara la marcha de los maestros, que venía del interior del país, para entregar el escrito que expresa su rechazo a la reforma educativa en el Senado de la República y en la Secretaria de Gobernación.

En horas de la mañana un comunicado emitido por la Sección VII Chiapas de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE), denunció que los docentes y el pueblo en general fueron reprimidos con gases lacrimógenos durante su marcha hacia la Secretaría de la Gobernación de México.

“Más que intimidados nos sentimos más fortalecidos para que todo el pueblo chapaneco que en este momento se encuentra completamente paralizado en nuestro estado, le metamos con más empuje hacia el movimiento”, expresó el vocero de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de Educación (CNTE), Everardo Hernández.

El corresponsal de teleSUR en México, Fernando Camacho, explicó que los docentes rechazan la reforma del Gobierno de Peña Nieto, por considerar que no sirve para mejorar sus condiciones de trabajo y la calidad de la educación en la nación. Al contrario, amenaza con despedir a profesores críticos.

“Tenemos un conflicto muy grave como parte de los megas proyectos del Estado que es la educación que quiere privatizar e imponer el propio secretario de educación Aurelio Nuño Mayer y también el asunto del despido de los trabajadores de la educación”, indicó el docente e integrante de la CNTE, José Rangel.

Rangel detalló que la jornada de lucha de paro indefinido de labores es por el despido de al menos 25 mil profesores de educación básica, que ha causado un grave retroceso en el país, “en este sentido la ley es coercitiva y se intensifica la lucha en todo el territorio nacional y pedimos que se derogue, ya que desestabiliza el sistema de educación en México”, informó Rangel.

La multitudinaria marcha estuvo resguardada aproximadamente por tres mil agentes de seguridad que pretendieron impedir el paso a los docentes, quienes expresaron su descontento a la ley de educación que no aporta ningún beneficio a los mexicanos, sino un retroceso en el desarrollo educativo.

T/TeleSur