GNB ratifica su compromiso con la democracia y la soberanía de la Patria

Hace 1 mes.

Tras el ataque a la 41 Brigada Blindada del Ejército Bolivariano, en Valencia, estado Carabobo, la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) reafirmó este sábado su apego a los principios soberanos para la defensa del país ante agentes pro golpistas, que apelan a herramientas como el terrorismo.

“Ratificamos al pueblo venezolano nuestra vocación democrática y nuestro compromiso de lealtad absoluta al legado de nuestro Comandante Supremo Hugo Chávez, ratificamos nuestra voluntad inquebrantable en defensa de la seguridad de la tranquilidad y de la paz del pueblo de Venezuela”, expresó la GNB en un comunicado leído por el comandante general, Sergio Rivero Marcano.

Tras la captura de Yefferson García Dos Ramos y Juan Carlos Caguaripano, los autores materiales que participaron en el ataque terrorista contra el Fuerte Paramacay, en la madrugada del pasado domingo, exaltó la labor realizada por la Fuerza Armada Nacional Bolivariana por contribuir con la paz de los venezolanos.

Precisó que Caguaripano perteneció a la GNB, quien demostró “exiguos niveles éticos y morales, alto grado de indisciplina y deshonestidad. Así como también un desapego marcado en incisivo a la vida castrense y anegada de todos los militares venezolanos”, causa que respondió a su expulsión en 2014.

“Rechazamos esta acción criminal que desdice del honor y las virtudes profesionales arraigadas de la formación de militares de carrera, así como la campaña de manipulación mediatice iniciada también por el exoficial Javier Nieto Quintero imputado por sus acciones tras su participación activa en el entrenamiento de 150 paramilitares colombianos en el 2004, su participación en acciones desestabilizadoras en el 2007 en traición de la patria y por ende obligado también a separarse de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana”, explicó.

Detalló que estos actos terroristas tiene como objetivo contribuir con una falsa matriz de descontento militar para alimentar las pretensiones de algunos sectores de la oposición venezolana de continuar con las acciones violentas en el país.

El pasado domingo, civiles que vestían prendas militares ejecutaron un ataque terrorista contra el Fuerte Paramacay. En esta acción, de tipo paramilitar, también participó un primer teniente en situación de deserción, quien fue detenido.

Por esta acción, se capturaron a siete personas y se activó alerta para la captura de Dos Ramos y Gaguaripano.

Ante estos hechos terroristas, que atentan contra la estabilidad de la República, Dos Ramos y Gaguaripano fueron declarados como enemigos de la patria, por incurrir en delitos que comprometen la soberanía nacional.

T/AVN