¿Es necesario consumir leche de vaca?

Hace 2 años.

Foto: Archivo
Foto: Archivo

Para el ser humano la leche materna es el alimento ideal de forma exclusiva durante los primeros 6 meses de edad y, acompañada de una alimentación complementaria adecuada, hasta al menos los 2 años. Sin embargo, pasado el período de lactancia, y a lo largo de toda su vida, el hombre continúa con el consumo de leche, especialmente de vaca, aun cuando cada mamífero produce la leche específica para su especie, pudiendo asumirse, en consecuencia, que sólo es idónea para cubrir las necesidades de sus propias crías quienes la obtienen directamente de las mamas de sus madres sin contacto con agente externo alguno pues se trata de una sustancia que se altera y contamina con gran facilidad.

La leche, particularmente la de vaca, es un producto alimenticio de uso cotidiano considerado completo y nutritivo tomando en cuenta lo vital que resulta su consumo para todos los mamíferos durante las primeras etapas de vida.

Desde el punto de vista nutricional, se afirma:

  • En la dieta humana la leche es el primer aportador de calcio.
  • El segundo aportador de riboflavina.
  • El tercer aportador de proteínas, lípidos y vitamina A
  • El cuarto aportador de colesterol.

Algunas personas suelen experimentar ciertos síntomas tras el consumo de leche y, en algunas ocasiones, de otros derivados lácteos que se han relacionado con la intolerancia a sus componentes e incluso con alergia a la leche en sí misma. De este modo, puede distinguirse entre la intolerancia a la lactosa -el azúcar propio de la leche- y la alergia a las proteínas de la leche de vaca. La primera de ellas ocurre principalmente por la existencia de una deficiencia de lactasa, más frecuente en adultos que en niños, y se manifiesta por síntomas tales como flatulencia, dolor abdominal, vómitos y, en ocasiones, diarrea.

 

T/INN